Compartir este artículo

Ante el artículo 155 y la escalada represiva en Cataluña:

Proclamar ya la independencia, preparar la huelga general, defender la nueva República

Corrent Roig

Tenemos a los dos Jordis en prisión incondicional acusados de sedición y el artículo 155 de la Constitución en la puerta. Un Consejo de Ministros extraordinario acuerda este 21 de octubre un paquete de medidas para suspender lo que queda de autonomía y tomar el control de la Generalitat. En una semana el Senado aprobará el paquete y Rajoy tendrá vía libre para aplicarlo.

Artículo 155 y represión

El artículo 155 supone la suspensión del gobierno y el traspaso de sus funciones a manos de personal nombrado por la Moncloa, que asumiría el mando de la Generalitat, el control directo de los Mossos  e intervendría TV3. El control parlamentario de este personal lo haría el Senado español. El Parlamento catalán quedaría  disuelto o sin funciones.

El artículo 155 va acompañado  de actuaciones judiciales masivas y de un fuerte endurecimiento de la represión policial, incluyendo detenciones, suspensión de las entidades soberanistas e ilegalización de partidos así como de futuras candidaturas independentistas cuando Rajoy decida decretar elecciones.

Si se encuentran con una resistencia masiva en las calles, tampoco  dudarán a aplicar el artículo 116, que regula los estados de alarma, excepción y sitio, con la consiguiente  suspensión de los derechos civiles.

Este es el diálogo que ofrece el régimen. Sólo aceptan la rendición incondicional, Quieren aniquilar la resistencia popular y dar un escarmiento ejemplar.

La UE y el PSOE-PSC,  colaboradores necesarios y cómplices

La Unión Europea, con su Parlamento y sus gobiernos, se ha alineado sin fisuras con el rey , Rajoy y la gran patronal. Ha justificado la represión del 1-O y ahora apoya el 155. Se ha mostrado sin tapujos como un engranaje antidemocrático de la oligarquía financiera europea contra  los pueblos y la clase trabajadora. Los pueblos europeos están con Cataluña, pero la UE es enemiga jurada del derecho a decidir y de la República catalana.

La aplicación del  155 cuenta con el apoyo directo del PSOE-PSC, colaborador necesario y cómplice principal de Rajoy. El PSOE-PSC tampoco ha dudado en manifestarse con la ultraderecha nazi en defensa de la innegociable unidad de España. ¿Hacen falta más pruebas de su descomposición política y moral?

También queremos exigir a los Comunes de Ada Colau, en estos momentos graves, que salgan de la falsa equidistancia que ayuda a Rajoy y reconozcan el referéndum del 1-O y el legítimo mandato popular que se  desprende.

Movilizarnos y autoorganizarnos contra la represión, por la proclamación de la República catalana y su defensa

El Estado español no admite mediaciones ni negociaciones. No hay lugar para más excusas y retrasos. El Govern y el Parlament tienen que proclamar ya la República y, a la vez, ordenar a los Mossos su defensa.

Hay que movilizarnos masivamente, autoorganizarnos en los CDRs,  coordinarlos con el movimiento estudiantil y el sindicalismo alternativo, preparar conjuntamente la huelga general y la autodefensa colectiva: contra la represión, por la libertad de los Jordis, la anulación de los procesos judiciales abiertos y la retirada de las fuerzas policiales de ocupación. Por la proclamación y la defensa de la República catalana,

Cómo hemos visto desde el 1-O, si dependemos de Puigdemont-Junqueras, si  nos  subordinamos a ellos, no  habrá ni proclamación ni defensa real de la República catalana. Esta será obra de la lucha de lxs trabajadorxs, la juventud y los sectores populares o no será. Por eso, la proclamación de la República debe acompañarse de un plan de medidas sociales de urgencia al servicio del pueblo trabajador y del control obrero y popular de las empresas que amenacen con la destrucción de empleo y el traslado de sus instalaciones.

Compartir este artículo