Compartir este artículo

Después del 1 de Octubre, ni un paso atrás!

Proclamación de la Republica catalana ya!

Aprobación inmediata de un plan social de emergencia!

 

La valentía y determinación del pueblo de Cataluña no solo garantizaron el referéndum sino que infligieron una dura derrota a un régimen incompatible con las libertades, que trató de impedir el referéndum mediante el uso de fuerzas policiales de ocupación. Un verdadero levantamiento popular recorrió los colegios electorales de ciudades y pueblos, protegió y garantizó la celebración del referéndum e hizo posible que el pueblo pudiera votar para decidir.

El pueblo de Cataluña cumplió su parte: ocupó la mayoría de los colegios electorales, aseguró y custodió papeletas y urnas, garantizó la seguridad y el acceso a los colegios y, en condiciones extremas, votó masivamente.

Ahora, le toca al Govern y al Parlament cumplir con el mandato del pueblo y proclamar ya la Republica Catalana.

La lucha por la República catalana es inseparable de la lucha por un plan social de emergencia que responda a las necesidades más urgentes del pueblo trabajador. Hay que movilizarse para asegurar que la República catalana es proclamada y para que sus primeras medidas sean: derogar las reformas laborales del PP y del PSOE, un salario mínimo de 1000 €, unas pensiones dignas garantizadas por los presupuestos, revertir los recortes, derogar la LOMCE o prohibir los desahucios. Estas son parte de las medidas urgentes que debe abordar la República catalana.

Para responder a la represión del régimen, para asegurar la proclamación de la República catalana y para que ésta sea una república catalana social y soberana que responda ante el pueblo trabajador, hay que paralizar el país este 3 de octubre, construyendo la huelga general, desde las asambleas y los comités de empresa.

¡Derogación de las reformas laborales, salario mínimo digno, pensiones dignas garantizadas por los presupuestos, derogación de la LOMCE!

Compartir este artículo