Compartir este artículo

Desde Corriente Roja, sección en el Estado Español de la Liga Internacional de los Trabajadores Cuarta Internacional (LIT-CI), queremos expresar nuestro repudio a la persecución de todos los luchadores sociales que fueron detenidos en las protestas contra las reformas del gobierno Macri, así como de nuestro compañero Sebastián Romero, delegado de la fábrica General Motors en Rosario y militante del del PSTU y de la LIT-CI.

Cientos de miles de trabajadores, movimientos sociales y estudiantiles se movilizaron contra la reforma previsional, en una jornada histórica contra las medidas de ajuste y austeridad del gobierno Macri. Una movilización donde la misma policía que reprimió salvajemente, ha decidido hacer una caza de brujas contra quienes resistían la represión en la plaza de los dos congresos, para desviar la vista de los atropellos y las barbaridades que protagonizaron las fuerzas represivas con una represión que hasta impedía salir de la plaza. El balance se salda con más de 50 detenidos, cientos de compañeros heridos con gases, balas de goma, otros heridos con balas de plomo al borde de desangrarse y hasta un compañero que llegó a perder un ojo.

Repudiamos la orden de detención y el linchamento político y mediático, en el marco de una campaña de hostigamiento contra los luchadores sociales, donde se nos acusa de “violentos”, también denunciamos el hostigamiento y persecución tanto al PSTU como  al compañero Sebastián, que simplemente aparecía lanzando un fuego de artificio de venta libre y que forma parte siempre en las movilizaciones.

Nuestro máximo apoyo y solidaridad a los compañeros que permanecen detenidos, así como de Sebastián y el PSTU. Exigimos su inmediata liberación y explicaciones por la desproporcionada carga policial.

Violencia es la Reforma provisional y el ajuste de Macri!

Libertad detenidos por luchar!

Fuera Macri! Fuera Bullrich!

Compartir este artículo