Compartir este artículo
Después del atentado de Barcelona diversos ataques islamófobos han sucedido por todo el estado. Las continuas amenazas han saltado de las redes sociales. La mezquita de Montblanc en Barcelona amanecía la misma mañana del día siguiente con pintadas de odio y racismo en la fachada, también en Sevilla en la mezquita y la sede de Fundación Mezquita de Sevilla ha aparecido pintadas xenófobas con amenazas hacia la comunidad musulmana.
Además Hogar Social Madrid interrumpía el minuto de silencio en el Ayuntamiento de Madrid en solidaridad con las víctimas de los atentados en La Rambla y Cambrils. En Granada el mismo colectivo fascista intentó entrar ayer en la mezquita del Albayzin, el grupo neonazi ha lanzado botes de humo y bengalas mientras gritaban “islamistas, fuera de Europa”. Así mismo han intentado establecer vínculos entre la mezquita y el islamismo radical. Ciudades como Granada han sido históricamente espacios multiculturales, de respeto y tolerancia.
Es por ello por lo que esta misma tarde a las 20:00 habrá una concentración frente a la mezquita del Albayzin en repulsa de estos actos y en defensa de la convivencia.
Los atentados de Barcelona no justifican los ataques xenófobos y el odio hacia la comunidad musulmana que ya ha mostrado su rechazo a los mismos en diferentes ocasiones, siendo además principales víctimas de ese Islamismo radical. Desde Corriente Roja rechazamos el uso de los atentados y del dolor de las víctimas para lanzar discursos islamófobos y amenazas xenófobas que no hacen más que exaltar el miedo y el odio. También queremos aplaudir a los vecinos de Barcelona que impidieron a los fascistas manifestarse, expulsándolos de las Ramblas.  Por último queremos mostrar nuestra solidaridad con la comunidad musulmana que está recibiendo estos ataques injustos.
Por unos barrios libres de xenofobia! 
Fuera nazis y fascistas de nuestras calles y ciudades!
¡No pasarán!

Compartir este artículo